Reino de dragones

La Roca Village

Guardianes de la historia y la tradición local, ocho dragones custodian la nueva avenida del Village.

La Roca Village es la auténtica madre de dragones. La nueva avenida, flanqueada por ocho estatuas de imponentes dragones de inspiración modernista, es la antesala de un ambicioso proyecto de remodelación de la zona sur –que incorporará una gran plaza abierta a iniciativas relacionadas con el arte y la creatividad–. Pero, sobre todo, esta avenida es un paseo por la historia, la arquitectura y la tradición secular de Cataluña.

Desde que la leyenda de Sant Jordi se popularizó en la Edad Media, el dragón forma parte del imaginario de Barcelona. «Es un elemento emblemático de la ciudad», recuerda la fundadora de Lolita & Co., quien firma el diseño de estos seres fantásticos, que desde junio son anfitriones del Village.

colores.jpg taller.jpg

La realización es obra de Nuria y Marta Castells Comelles, descendientes y sucesoras de los hermanos Jordi i Josep Castells Planas de Cardedeu, referentes imprescindibles del teatro catalán de los últimos 50 años. De su factoría de sueños, en Santa Agnès de Malanyanes, han salido escenografías para compañías de teatro (como Comediants, Dagoll Dagom, La Cubana, La Fura del Baus…), series de televisión (como Poblenou) y películas (como El orfanato o El perfume). También pistas de circo, o la provocadora Com els grecs (en el Teatre Lliure).

Cada encargo es distinto. Para construir el dragón original, Nuria y Marta emplearon una semana en esculpir el molde. Después, tres personas dedicaron ocho días a cortar a medida y encajar a mano cada una de las teselas del trencadís, antes de pintar con esmalte las imponentes estatuas. El resultado: ocho dragones, en cuatro combinaciones cromáticas, que reflejan la paleta cromática mediterránea.

bodega.jpg work.JPG
Top