Tendencias SS17 en La Roca Village

¿No os hace ilusión cambiar de temporada? Revisar el armario, rescatar tesoros enterrados en los cajones y fichar las nuevas prendas de la primavera. Inspirarse de nuevo, estrenar y experimentar dando la bienvenida a la luz y al color. Ante la avalancha de novedades, os doy pistas de tres tendencias (un estilo, un color y un estampado) que se llevan ahora y que podrás encontrar en las boutiques de La Roca Village, aunque te invito a que las descubras en persona tu mism@. 

Working Girl 

Las pasarelas ensalzan el poder de la mujer y abogan por la igualdad de género con fórmulas que van desde la sutilidad hasta la más clara evidencia. En este contexto reivindicativo, vuelven los “uniformes” al más puro estilo Wall Street. Bajo la influencia de los yuppies de los años 80, el traje chaqueta se reinventa y recurre a los patrones de sastrería más clásicos: grandes solapas, cortes rectos y raya diplomática. Acompañan este look de business woman las faldas lápiz, los blazers con hombreras – sí, vuelve la temida silueta T-, las carteras, las camisas de estilo masculino, los bolsos maletín y los stilettos puntiagudos con tacón de vértigo, aunque lleves un par de zapatillas en la recámara para cuando no se tenga que pisar tan fuerte. Un estilo de ejecutiva que podrás llevar dentro y fuera del trabajo. Ahh, y por favor, sonríe. La agresividad no se lleva… 

Dale solo un toque… 

Con un complemento o un accesorio sobrio que le dé formalidad a tu look working girl. Un reloj metalizado, un pañuelo de seda o unas gafas de diseño. 

¿Qué te aconsejo? 

No está de más invertir en prendas de estilo clásico y cierta atemporalidad que te salvarán de cualquier ocasión que requiera un mínimo dress code: una camisa de corte recto con algún detalle, un traje chaqueta, un trench o un bolso XL para llevar de todo. 

Un poco de limonada 

En el mundo del teatro, dicen que trae mala suerte, pero no es el caso de la moda. Mitos y supersticiones aparte, esta temporada se tiñe de vibrante amarillo en su amplia gama de tonalidades. Prepárate para sacar la carta de colores del Pantone – si has pintado recientemente tu hogar la tendrás a mano- y quédate con la coloración más luminosa de la nueva estación. Vainilla, mantequilla, limón, mostaza, azufre, maíz, miel, plátano, piña… guíate por el color de los alimentos para saber qué tipo de amarillo escoger para llenar de optimismo tu armario y si no te decides… opta por todos porque se llevan todos los matices en looks monocromáticos. 

Sin parecer un canario… 

No nos engañemos, el amarillo no es un color fácil de llevar y solo es apto para l@s más arriesgad@s. Aun así, existen muchas fórmulas para combinarlo suavizando su efecto con toda la gama de neutros como el gris, el beige, el topo…, los tonos metalizados o con el binomio blanco y negro para un look que podrás llevar de día o de noche. 

¿Qué te aconsejo? 

Busca un complemento o un accesorio que resalte tu outfit y se convierte (in)voluntariamente en el centro de todas las miradas. Un reloj de líneas juveniles, un cinturón trenzado, un bolso clutch cómodo de llevar, unas botas de agua o una maleta de viaje. Seguro que en la cinta transportadora del aeropuerto se hace notar… 

Los topos más artísticos 

Es inevitable: veo un estampado a lunares en rojo, negro o blanco y me aparece mentalmente la imagen de una bailadora de flamenco. Con abanico, claveles en el pelo y mantilla incluida. Quizás por cercanía, quizás por costumbres, quizás por cultura… este print se asocia a folklore en nuestro país. Si además se combina con prendas con volantes la comparación se hace más que evidente. Los topos también se han vinculado con los uniformes ultra femeninos de las pin up de los años 50, un estampado que se renueva cada temporada en los looks veraniegos de Dolce & Gabbana. 

Más allá de lo folk o lo retro, esta temporada los topos se alinean con el arte contemporáneo y adquieren un matiz más pop y colorista. Así, los círculos XL conviven con las versiones en miniatura y las tonalidades más vibrantes (verde, azul y amarillo) creando originales mosaicos en la indumentaria. ¡El toque pictórico! 

Experimenta… 

Atrévete más allá del blanco y del negro. Busca nuevos tamaños, texturas o combinación de ellos tipo confeti… Eso sí, alíate con prendas básicas para no parecer un cuadro. 

¿Qué te aconsejo? 

Una camisa, un pantalón tipo chino o un vestido largo. A veces los lunares están en los complementos más inverosímiles como en los pendientes, las gafas o los relojes.

Descubre más sobre María Almenar en @maria_almenar

Top
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle la mejor experiencia de nuestra página web, recopilar información estadística y proporcionarle publicidad. Sin ellas, la funcionalidad de la página web se reduciría. Por favor, clique en la "X" para confirmar que está usted de acuerdo con nuestro uso de las cookies en esta página web. De lo contrario, por favor clique aquí para más detalles sobre cómo cambiar la configuración de las cookies.